menu

Entrevista a Gerardo de Icaza


Director del Departamento para la Cooperación y Observación Electoral de la OEA

“Uno de los retos más importante que tenemos es que se entienda claramente la diferencia entre una Misión de Observación Electoral seria, imparcial y profesional de las misiones que hacen turismo electoral”

Por Gabriela Ortega, @gabrielaortegaj

Gerardo de Icaza cuenta con una amplia experiencia en materia electoral. Trabajó en el Instituto Federal Electoral y el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación de México. Asimismo, ha sido asesor de organismos federales y estatales en temas electorales y de democracia, y ha impartido diversas cátedras y conferencias en México y en el extranjero. Autor de decenas de artículos sobre la materia electoral.

De Icaza @gerardodeicaza es especialista en Derecho y Master en Relaciones Internacionales y Comunicación. Hace años ejerce como director del Departamento para la Cooperación y Observación Electoral de la OEA.

¿Por qué y para qué se realiza observación electoral?

Las Misiones de Observación Electoral (MOEs) de la Organización de Estados Americanos (OEA) se realizan por la voluntad de los Estados Miembros de mejorar sus sistemas electorales. Se diseñan y se implementan para apoyar el fortalecimiento de los procesos electorales y las instituciones a través de una mirada integral. Estas Misiones realizan un análisis detallado de los procesos electorales en base a una observación directa para posteriormente elaborar recomendaciones que permiten perfeccionar la manera en que se celebran elecciones.

¿Qué son las MOEs y cuáles son sus funciones?

Las MOEs de la OEA son herramientas técnicas con criterios estándar que se aplican de igual manera en todos los países y que se basan en la Carta de la Organización y la Carta Democrática Interamericana, al mismo tiempo que respetan el orden normativo interno de los países a los que llegan.

Estas Misiones tienen una mirada integral sobre las elecciones, analizando las condiciones de inclusividad, equidad y competitividad en las que se celebran. Las múltiples metodologías que se aplican durante la observación, todas de carácter público, permiten a las Misiones observar de manera rigurosa y sistemática diversos aspectos de los procesos electorales como: los aspectos logísticos de la organización de la elección, la tecnología utilizada para la transmisión y publicación de los resultados, cómo se financian las campañas, la participación como votantes y como candidatos/as de mujeres, afrodescendientes e indígenas, y el rol de los medios de comunicación en la contienda. Los criterios que se aplican para observar cada uno de los temas son los mismos en todos los países.

¿Cuál es la relación entre las MOEs y los Gobiernos, las MOEs y los candidatos, las MOEs y partidos políticos, las MOEs y los poderes electorales (Consejos, Institutos y Tribunales Electorales)?

Las Misiones de la OEA son por principio independientes e imparciales. Con el fin de garantizar esta condición, se firman acuerdos que establecen inmunidades para todos los integrantes de la Misión, su documentación y comunicaciones, así como los procedimientos de trabajo, garantizando las facilidades para que las Misiones puedan cumplir con sus actividades. Esto implica libre acceso a todas las instancias del proceso, así como contacto fluido con los organismos que conforman el sistema electoral del país y con todos los actores políticos involucrados.

¿Qué criterios establece la OEA para enviar una MOE a un país?

La OEA sólo puede enviar una Misión a solicitud del Estado Miembro. A su vez, el Estado se compromete a garantizar las condiciones de seguridad, libre acceso a la información y amplia cooperación para que la Misión pueda desarrollar su trabajo con objetividad y neutralidad.

Entre uno de los logros del Departamento de Cooperación y Observación Electoral se encuentra la consecución del enfoque de género e igualdad de oportunidades para hombres y mujeres en las MOEs, ¿cómo se ha logrado posicionar este enfoque?

Este es un trabajo que se viene realizando desde hace ya varios años de manera integral en la Organización. En el año 2013, se publicó el manual para incorporar la perspectiva de género en todas las fases de la observación. Esta herramienta nos permite incluir en todos nuestros comunicados de prensa e informes, datos relevantes sobre las condiciones de participación política de hombres y mujeres y recomendaciones que apunta a generar condiciones de igualdad. Afortunadamente, nuestros informes son valorados y apoyan la agenda de igualdad de género.

¿Qué otros logros se pueden considerar efectos de las MOEs de la OEA?

Las Misiones que despliega la OEA tienen un impacto dual. Durante el tiempo que están en el país anfitrión, tienen un efecto disuasivo ante situaciones de tensión. En ocasiones se ha convertido en una instancia de mediación para facilitar el diálogo, esto siempre a solicitud de parte. Una vez pasada la elección, los informes que se presentan ponen la lupa en temas que, si bien pueden ser evidentes, por alguna razón están fuera de la agenda de discusión. Incentivar el debate hacia el perfeccionamiento de los sistemas electorales es uno de nuestros mayores logros.

Dentro de su experiencia, ¿cuáles son las principales dificultades a las que se enfrentan las MOEs en Latinoamérica y Caribe?

Uno de nuestros retos está relacionado con las expectativas que hay sobre las Misiones de Observación Electoral. Algunas personas creen que las Misiones tienen funciones de juez o que pueden resolver problemas que son claramente asuntos internos, y esas actividades exceden el mandato de las Misiones. Eso puede generar alguna desilusión. Al mismo tiempo, estamos convencidos del valor que tiene el trabajo de las Misiones y es importante que se mantengan fieles al principio de no sustitución de actores internos.

¿Considera que se tiende cada vez más a la profesionalización de los observadores electorales?

Tanto las organizaciones internacionales como las que hacen observación nacional han ido profesionalizando su trabajo. El Departamento para la Cooperación y Observación Electoral de la OEA hace un importante esfuerzo para capacitar a sus observadores/as. Cada vez que se despliega una Misión y antes de iniciar el trabajo en terreno, se capacita a expertos/as y observadores/as en la metodología de observación de la OEA, el contexto político del país, y el sistema electoral y los aspectos específicos del proceso de votación. Además, tenemos un curso virtual para observadores electorales de la OEA que lleva varias ediciones.

¿La observación electoral internacional es un factor que garantiza transparencia en unas elecciones?

La transparencia en las elecciones está dada sobre todo por el conjunto de normas y prácticas que rigen la contienda. Un país que abre sus puertas a una observación electoral internacional da una clara señal en ese sentido. Al mismo tiempo, nuestras recomendaciones apuntan, especialmente en tema de financiamiento de partidos y campañas, a que los sistemas sean cada vez más abiertos y transparentes. Cuando se observa un procedimiento que no denota transparencia, se realizan recomendaciones para que se alcance ese objetivo.

En su opinión, ¿el voto electrónico es un avance en la garantía de resultados más rápidos y veraces?

Los avances tecnológicos son importantes para tener resultados certeros y en corto tiempo. Sin embargo, el factor confianza en los procesos electorales no está dado necesariamente por la tecnología. El uso de tecnología en las distintas fases de un proceso electoral es positivo, siempre y cuando existan procedimientos transparentes y mecanismos de auditoría de los sistemas.

¿Cuáles son los efectos percibidos por la ciudadanía entre una elección con MOE y sin ella?

La presencia de misiones de observación electoral, tanto nacionales como internacionales, es un síntoma de una democracia transparente. La multiplicidad de actores fiscalizando un proceso electoral (ciudadanos, medios de comunicación y partidos políticos) genera mayores garantías. Es en este contexto que las Misiones de Observación Electoral de la OEA se consideran como una garantía más de procesos electorales transparentes y democráticos.

Los medios de comunicación son claves para dar a conocer las MOEs, ¿se realiza algún plan de comunicación para dar a conocer las actividades y el informe final de las MOEs?

Tenemos un plan de comunicación para nuestras Misiones que está alineado con la estrategia de comunicación de la Organización. Buscamos llegar a la mayor cantidad de ciudadanos/as, y especialmente a aquellas que participan activamente de los procesos electorales como autoridades electorales a nivel nacional y local, miembros de partidos políticos y sociedad civil. Esto lo hacemos tanto a través de los medios tradicionales como de las redes sociales y de encuentros interpersonales.

¿Considera que existe relación entre la comunicación política y la observación electoral?

Parte de nuestro trabajo es comunicación política, entendiendo la política como Res publica (cosa pública). Nuestras recomendaciones tienen por objetivo hacer un aporte al debate político-electoral de nuestros países. En ese sentido, buscamos que nuestros informes, que se presentan de manera preliminar en el país anfitrión y luego ante el Consejo Permanente de la OEA, tengan la mayor llegada posible a quienes forman parte del proceso de toma de decisiones en nuestros países como miembros de órganos electorales, legisladores, y miembros de la sociedad civil.

Además de la OEA en Latinoamérica y Caribe, ¿qué otras organizaciones realizan observación electoral en el mundo? ¿Cuáles son las principales diferencias entre las MOEs en Latinoamérica, Europa y otros continentes?

Hay otros organismos internacionales y ONGs que hacen observación internacional y nacional de manera muy responsable. Estamos orgullosos de que la OEA sea el organismo con más antigüedad y experiencia a nivel internacional en la materia. Hacemos observación electoral desde el año 1962 y contamos con herramientas técnicas sólidas.

¿Cuáles son los desafíos y retos a los que se enfrenta la observación electoral?

Uno de los retos más importante que tenemos es que se entienda claramente la diferencia entre una Misión de Observación Electoral seria, imparcial y profesional de las misiones que hacen turismo electoral.

Deje un comentario:

Subir
X
Ir a la barra de herramientas