menu

Martin Baron, director del Washington Post: “La sociedad pide al periodismo que se alíe sólo con la verdad”


Por Jordi Rodríguez Virgili, @jrvirgili Vicedecano de la Facultad de Comunicación de la Universidad de Navarra

En plena declaración de “guerra” del presidente Trump contra los medios de comunicación, estuvo en España el director del Washington Post, Martin Baron, invitado por la Facultad de Comunicación de la Universidad de Navarra en la V edición del foro Conversaciones Con. Baron teme que el presidente de Estados Unidos ponga en riesgo la libertad de prensa; en su opinión, “es una amenaza real contra la democracia y contra la sociedad civil, por eso los medios de comunicación debemos esforzarnos por hacer muy bien nuestro trabajo, contra su interés por deslegitimar y deshumanizar esta profesión”.

Trump ha calificado a los periodistas de “asquerosos”, “basura” y les ha definido como “la forma de humanidad más baja” e incluso “la peor forma de vida”. Sin embargo, para el director del Washington Post, uno de los medios que con más ahínco ha denunciado las mentiras y falsedades del actual inquilino de la Casa Blanca, “los medios no estamos en guerra con el presidente de Estados Unidos. Simplemente, intentamos contar su llegada, verificar sus palabras y contar la verdad, sin interferencias de ningún tipo”.

Baron destacó que “la sociedad pide al periodismo que se alíe sólo con la verdad”, especialmente en un contexto político y social marcado por la posverdad. En su opinión, “el pueblo reclama ahora más que nunca que los medios de comunicación cumplan con su misión de descubrir los hechos y contarlos con independencia de cualquier ideología”. Para ello, el público debe estar en el centro, “debemos escuchar más y mejor a los ciudadanos”, afirmó al reconocer que en las últimas elecciones se comprobó la existencia de una opinión pública distinta a la opinión publicada, una mayoría silenciosa que quizá se expresa por cauces distintos a los tradicionales.

Para el prestigioso director, sin embargo, el periodismo se ha visto reforzado durante y después de las últimas elecciones. “Gran parte del pueblo de Estados Unidos ha empezado a pensar en el imprescindible papel de la prensa en una democracia, ahora más importante que antes”, explicó. El periódico que tumbó a Nixon al destapar el Watergate se prepara ahora para una etapa de resistencia ante los ataques y las mentiras que llegan desde la Casa Blanca.

En tiempos de debates encendidos, conviene evitar los apasionamientos y proporcionar al público herramientas para la comprensión de los problemas y los debates. El periodismo sobre Trump no debería utilizar los métodos de Trump, caer en sus provocaciones, si no informar con rigor y veracidad. Para ello, el Washington Post contratará este año a 60 periodistas, fortalecerá su sección de política nacional y pondrá en marcha un nuevo equipo de investigación rápida para contrastar todos los comunicados y declaraciones de la Administración Trump. No será el único, The New York Times planea invertir cinco millones de dólares para reforzar su cobertura de la nueva administración estadounidense. Una administración hostil que va a representar un gran desafío para los medios de comunicación. “No hay una democracia sana sin una prensa libre e independiente”, defendió Martin Baron.

En su estancia en nuestro país, el director del Washington Post ofreció dos conferencias, una en Madrid, en la Fundación Rafael del Pino, para periodistas (transcripciónvídeo), y otra en Pamplona a los alumnos de la Universidad de Navarra.

Deje un comentario:

Subir
X
Ir a la barra de herramientas